lunes, 27 de noviembre de 2006

Si os parece, así es

Muchas personas tienen la necesidad de conocer y descubrir la verdad de lo que los rodea porque así creen sentirse más seguros de sí mismos. Pretenden comprender todo su entorno para estar cómodos en él, sin pensar que quizás la comodidad más segura es aquella que nos ofrece el conocimiento de nuestro propio carácter.

Este razonamiento viene a cuento de una obra de teatro que vi ayer, Así es (si así os parece), una sátira sobre el cotilleo llevado a su extremo más violento. La obra, de Pirandello, puede verse en versión de Miguel Narros en el teatro Valle-Inclán de Madrid, gracias al Centro Dramático Nacional. Julieta Serrano en el papel de suegra desquiciada por los celos de su yerno es suficiente motivo para darse una vuelta por allí. Se rumorea que la señora Frola no puede ver a su hija, casada con el señor Ponza, por un turbio asunto que nadie conoce a ciencia cierta, pero del que todos opinan como si les fuera la vida en ello.

Lo cierto es que no se trata tanto de mostrar la sociedad cotilla y manipuladora en la que vivimos (y en la que parece que vivía el premio Nobel italiano, muerto en 1936), sino más bien en descubrir las causas verdaderas de esa situación: en realidad, los personajes están desdibujados, no están completos, precisamente porque huyen de sí mismos, no quieren conocerse, tienen miedo de sus acciones y pensamientos, son lo que son por lo que los demás dicen de ellos. No son personas, son personajes. No son humanos de carne y hueso, son las recreaciones que los demás construyen en su imaginación.

Como queda patente al final de la obra, los habitantes de esa ciudad en la que el rumor es el deporte local están encerrados dentro de un escenario, la imaginación de los demás, y no pueden escapar de él. Nosotros vemos a unos actores sobre el escenario, pero en realidad lo que estamos viendo es un reparto que interpreta a unos personajes que interpretan a unos personajes. Los actores no son los personajes: son unos personajes que interpretan a los personajes.

Nada más cercano a nuestra sociedad, en la que impera el qué dirán, la imagen por encima de todo, las apariencias. Viendo Así es (si así os parece) parece que asistimos a uno de los duelos de Salsa rosa o A tu lado, donde actores que interpretan a personajes que interpretan a personajes se enfrentan a otros actores con idénticos papeles. Es lo mismo, quizás con menos enjundia y clase que en el drama de Pirandello, pero es lo mismo.

Pero lo más inquietante es que ayer, después de dos horas de tiras y aflojas de los personajes, después de mil elucubraciones sobre las razones que pueden llevar a un hombre a no permitir el encuentro entre su mujer y su suegra, todos los espectadores estábamos ansiosos por conocer el final, desquiciados ante la posibilidad de llegar a la verdad. Digo que es inquietante porque me di cuenta de que nos habíamos convertido en otro personaje más de la obra, estábamos dispuestos a conocer la verdad al precio que fuera.

Quizás a cambio de olvidarnos de nosotros mismos.

Los duelos de Salsa rosa, de A tu lado, se construyen sobre los mismos pilares. Y sobre los mismos supuestos. Y sobre la misma realidad: los espectadores huyen de sí mismos y de lo que los rodea; los espectadores sólo quieren saber el desenlace, la verdad de una situación que ni les va ni les viene, cómo acaba un drama que no les importa en absoluto.

Los espectadores sólo quieren descubrir qué papel juegan los personajes en cada obra, pero nunca se preocupan de qué papel juegan ellos mismos en ese drama.

46 comentarios:

MM dijo...

Estas cosas no llegan al Planeta ni con una orden ministerial; akí tenemos ke conformarnos con la última obra de Barbara Rey..En fin...
Ke grande ke es Julieta Serrano.

Anónimo dijo...

Così é (se così vi pare)... es una de las obras que tuve que leer cuando estudiaba italiano. Pero nunca le ha visto representada. Ya vi que la ponían y me interesaba ir a verla, aunque no hablas de la versión, supongo que indirectamente estás diciendo que merece la pena verla...
Querido Reality, es toda una verdad lo que dices. Resulta muy interesante el comentario que haces... Quizá el hecho de que programas televisivos como los que hablas tengan éxito se deba a que en el fondo no hacen más que replicar una forma de entender la realidad que impera en la sociedad actual. Hace poco hablaba con un amigo de cómo es cada vez más difícil en la vida y en las ocasiones que nos brinda de conocer a otros, encontrarnos con personas que comuniquen sinceridad. Las personas nos travestimos cada vez con más máscaras en un intento de merchandising que parece que nos impone esta sociedad actual. Papeles para representar fehacientemente un yo ideal y sin defectos, bello por fuera y por dentro, impecable desde la moralidad (moralin-idad más bien) que nos (pre)juzga a todos y hacia la que parece cabalgar la realidad... Estoy contigo en que es fácil tirar de las personas (de mí mismo, pro ejemplo) esta actitud fácil de prejuicio y curiosidad malsana hacia los acontecimientos. Siempre es fácil el camino que huye de la reflexión sobre uno mismo y su papel en la vida... La sinceridad y el autoconocimiento (ya no hablo de la auto-asunción) son ejercicios para nada evidentes y que requieren un ejercicio de perspectiva y de autocrítica que no todos quieren hacer. Qué fácil es enredarse en el argumento de la vida para no ver que ese hilo responde a alguien (nosotros, ellos) que late, a alguien de carne y hueso, que vive y sufre, que ama y detesta, que en fin es humano e imperfecto y que tiene derecho a equivocarse y a buscar la felicidad como sienta, con el límite del respeto al otro... ¿¿¿¿Es tan difícil enseñar esto en las escuelas???? Supongo que sí... En el fondo, muchos sólo pretendemos (como tú dices) ir aprendiendo quienes somos, y asumiendo nuestra carga de imperfección en un camino que intentamos sea enriquecedor y de intercambio con esos otros que nos vamos encontrando por el camino y que, sin salvar nunca del todo el abismo de la soledad, dan sentido a casi todo lo que implica vivir...
Un beso, estrechito.

Cinephilus dijo...

Gran momento teatral el de estos meses en Madrid... Julieta Serrano en una de las obras más interesantes de Pirandello y la Espert jugando con las palabras de Strindberg en la Abadía (a esta última iré la semana que viene: me muero por verla).
En cuanto al texto de Pirandello, me llama la atención su capacidad para diseccionar con tanto distanciamiento comportamientos y conductas reconocibles. En este caso, además, es innegable la influencia (lejana pero certera) de ese Tartufo de Molière que es, quizá, uno de los primeros textos donde se aborda el tema de la privacidad, la pacatería, la curiosidad malsana y la rumorología.
Besitos teatrales de, hoy, un triste griposo :-(

Anónimo dijo...

Tomo nota de la obra aunque tendre que leerla y representarla en mi cabeza porque aqui las compañias de teatro no vienen nunca.

De todos modos el ejemplo más extremo de como funciona el cotilleo se encuentra, en mi opinión, en el relato breve de H.C. Andersen "Es absolutamente cierto" leanlo y veran

Odysseus the Ithacan dijo...

Creo que los que hemos vivido con el rumor, practicando el rumor y luego luchando contra el rumor, porque nos dábamos cuenta que eramos pasto del rumor, sabemos que la mejor manera de evitarlo es arrojando luz sobre los hechos. Seguirán rumoreando pero al menos frente a quienes nos importan no habrá ese velo de duda ....
Y eso es importante para empezar a conocerse uno mismo ...

Sr_Skyzos dijo...

Hay una frase en latín que sigue vigente: Pan et circus.

Mientras estemos entretenidos, no nos plantearemos cuestiones peliagudas y dejaremos hacer a los mismos que mueven los hilos desde tiempos inmemoriales.

Mari dijo...

hablar de otros es sinónimo de no tener nada que decir de uno. En mi ciudad natal el chisme (cotilleo) es la sopa donde todos nadan. Si hay algo detesto, es que hablen de mí o hablar de otros. Cada uno vive como se le antoja y en el espejo, que a veces son los otros, creamos personajes absurdos para disfrazar a un Super Yo que nos tiene amordazados.

3'14 dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con la reflexión de tu texto y los comentarios del resto. Sin embargo, ¿Quien no se ha visto envuelto en alguna conversación sobre terceros y se ha dejado llevar alguna vez? Creo que ya no tanto es un problema de afán por conocer otras historias ajenas, por más que su incidencia en la propia sea nula, si no de la intención de los rumores y las habladurias. Tan real como la vida misma que, muchos miran por la ventana por no ver el vacío, en el mejor de los casos, o la mierda que habita dentro de la casa. Eso ayuda a seguir viviendo. Pero, cuando se ejercita por el mero hecho de dañar es cuando todo se convierte en algo asqueroso y destructivo.
Odio los prejuicios, pero admito que los tengo. Me parecen lamentables ciertos programas de TV, pero en más de una ocasión los he visto. No soporto que se hable de gente que no está presente, pero quien no lo haya hecho alguna vez que se mire al espejo y se lo repita mirándose a los ojos.

Un beso!

Anónimo dijo...

3,14, te doy la razón...y es que, claro, somos humanos... El problema es cuando la intención es realmente, originariamente, mala, como tú dices. La frontera es muy frágil y (como en otras muchas cosas) los únicos que podemos determinarlo somos nosotros mismos. En los demás, es mera cuestión de confianza. Y te lo digo porque por confiar, pero que no confiaran en mí, he perdido en esta última época (precísamente en asuntos como estos, tan feos) algunos de los que yo consideraba mejores amigos... pero, en fin, eso es otra historia.
Beso.

adictofangoria dijo...

Julieta es grande pero no habría que perder de vista a Ruben Ochandiano que es ese chico que sale en una de las fotos que has puesto porque además de guapo, es un actor fantastico. Tiempo al tiempo, mientras tanto podeis echar un ojo a Descongélate o Flores de Otro mundo donde sale también este chico.

Oblikuo dijo...

Me siento fatal... yo ke soy un chismosos por naturaleza (del pequeño chisme cotidiano) los necesito para comprenderme a mi mismo, supongo ke por inseguridad. Pero es cierto es ke es una manera de huir de mi mismo... aunke en realidad también es una forma de ver un poco más allá en los demás, uan especie de autoprotección contra lo desconocido, en fin, meditaré.

pepeniebla dijo...

¡Hay que ver cómo le gustaba al Tío Luigi jugar con estas cosas!
Actores que son personajes que interpretan a otros personajes, la vida convertida en un escenario, los "seis personajes en busca de un autor" que dé sentido a su existencia...
El campo estaba sembrado. Luego llegaron Vladimiro y Estragón y, desde entonces, no hemos parado de buscar a Godot.
¿Lo encontraremos algún día en Salsa Rosa, persiguiendo a una cantante calva?

Marujita Robinson dijo...

Julieta Serrano, otra "chica" Almodóvar poco conocida...Aunque siempre preferiré a Chus Lampreave. Por lo demás considero que, como cualquier hijo de vecino, tengo un punto cotilla que me hace ser la primera en asomarse a la ventana cuando hay follón, pero poco más. A mí me la pela bastante si mi vecina sale con un tío casado, si la hermana de mi mejor amiga se ha quedado preñá, etc. Por no hablar de las vidas de Julián Muñoz&Pantoja o de la Chochofrigida y su novio español...un saludito

Casiopea dijo...

Obviamente no puedo negar que tengo un punto cotilla, pero curiosamente sólo cuando se refiere a gente a la que conozco y que me interesa. Cuando hablamos de gente a)Desconocida por mi, b)Insulsa, que no tienen nada que aportarme, en estos casos me importa un carajo (con perdón) si se casan, si follan, si se descasan, si dijeron o no dijeron, NO ME INTERESA, soy incapaz de ver medio minuto seguido un programa de estos en los que discuten sobre cualquier chorrada como si se les fuera la vida en ello y como si fueran expertos en la materia, en cualquier materia.
Saludos estrellados

Anónimo dijo...

Cada espectador toma el papel que más le conviene o más se ajusta a su forma de pensar o de ser (yo al menos así lo hago).
A mi el cotilleo en general, no me apasiona, y eso que no tengo una vida interesante (soy raro, lo sé).

Espero poder ir a ver esta obra pronto. Gracias por informar.
Smuack smuack

PIlar M Clares dijo...

Los espectadores, además, piden vivir las emociones que ya no viven en su escalera, barrio, trabajo, porque las relaciones interpersonales ahora son difíciles, recelosas, amenazantes; así es que cuando ven a estos personajes, como los de Pirandello, magnífica reflexión sobre la identidad, están en el fondo intentando aclarar conflictos emocionales.
Muy buena tu reflexión. Qué bien esta obra ahora precisamente y qué maravilla que Pirandello se intereprete absolutamente en clave de modernidad.
Un besazo

Reality Bit dijo...

- Mm, Bárbara Rey tiene su puntito. No puede interpretar a la señora Frola, pero sólo ella sabrá la de veces que habrá tenido que fingir...
- Vulcano lover, la versión merece la pena, pero es que hay algo que haga el Centro Dramático Nacional que no merezca la pena? En esta ocasión, por el tipo de obra, quizás se hace un poco densa. Pero las interpretaciones son excelentes, el decorado es sorprendente y la puesta en escena muy rotunda. Por cierto, últimamente en las escuelas ya no se enseña nada, y menos desde que los profesores ya no tienen autoridad para enseñar...
- cinephilus, en diciembre veré Play Strindberg, con la gran Nuria Espert, veremos qué tal, aunque he leído de todo: desde los que dicen que es un magnífico duelo interpretativo, a los que acusan de simpleza y aburrimiento al montaje. Efectivamente, a Pirandello le tiraba mucho Molière...
- sisterboy, tomo nota del relato. Viniendo de Andersen, será bueno, y conociendo su época, no me cabe duda que el chismorreo estará muy bien representado.
- odysseus, es cierto, muchas veces ayuda hablar sobre uno mismo, arrojar luz, como tú dices. Supongo que a quien va a Salsa rosa por 6.000 euros tiene la misma idea, le aporta muchísima luz...
- sr_skyzos, ahora, en plena fiebre por la línea, ya no hay pan... ni tampoco circo, la verdad. Deberían cambiar el dicho: "Sushi et ipod", por las nuevas tendencias y eso...
- mari, el espejo es un elemento fundamental en Así es (si así os parece), porque precisamente en un momento de la obra, en la que un personaje se dirige a su reflejo, nos damos cuenta de la verdad: ni siquiera el que es más cuerdo, el que es más seguro de sí mismo, está libre de la locura.
- 3,14, en la obra de la que hablo no sólo murmuran por pasar el rato, también lo hacen como una necesidad para sentirse incorporados a la sociedad. Ahora mucho ven OT o GH o lo que sea no porque verdaderamente les guste (que también), sino sobre todo para tener algo de lo que hablar con los compañeros de trabajo, los cuales tienen ese mismo sentimiento... Es la pescadilla que se muerde la cola.
- adictofangoria, siento decirte que Ochandiano está en esta obra sobreactuado, simplón y poco efectivo. Gesticula mucho y se le entiende muy poco porque no ha entrenado su voz para el teatro. Es quizás el que más chirríe de todo el elenco, y eso que está también el padre con bigote de Mis adorables vecinos y el Tato de Manos a la obra, que están bastante bien.
- oblikuo, todos tenemos un lado chismoso, y eso no es malo. Lo que sí lo es (si así os parece) es que convirtamos las intimidades de los demás en una parte importante de nuestra propia cultura.
- pepeniebla, creo que a Godot sólo lo encontraremos el día que nos miremos al espejo y descubramos que nuestro reflejo es otra persona.
- marujita robinson, el punto cotilla es hasta sano, pero tú tendrías que darte una vuelta por mi portal. Es que eso no es cotilleo, hay verdaderos interrogatorios al calor del cuarto de contadores!
- casiopea, a mí me pasa lo mismo, me aburre soberanamente todo lo que tenga que ver con gente desconocida. Pero puedo estar horas despellejando a gente de mi trabajo o a familiares a los que no soporto. Pero eso no es cotilleo, es maldad simplemente.
- towngayer, si eres raro, entonces tienes una vida interesante, sin duda.
- pilar, en el fondo, siempre que criticamos o murmuramos sobre alguien, estamos intentando aclarar nuestro propios conflictos emocionales. Porque juzgar a alguien sin tener necesidad es una manera de luchar contra nosotros mismos.

Uf, es que este tema da para rajar largo y tendido...

Fanmakimaki dijo...

Este post parece unas matroskas (las muñecas rusas) que se encierrna unas dentro de otras. PArece el famnoso video de Bjork sobre los espectadores que ven obras que son espectadores que ven obras. Que vertigo!

NaT dijo...

Quien no haya tenido algo de cotilla que tire la primera piedra... mmmm, ahora entiendo porqué mi Patio es de piedra, jajajajaja.
La verdad es que a mi cada vez me parece menos interesante la vida de todos "esos famosetes" que salen por la tele... es siempre más de lo mismo, pero es lo que la gente pide; una gran mayoría. Ser
á que en el fondo nos encanta el "despelleje ajeno".
Seguramente toda esa gente tenga otra faceta más humana que no conocemos, sera su propio espejo quien la sepa; el resto es pura fachada, que a la larga (como se comprueba en muchas ocasiones) acaba volviéndose contra uno mismo.
Es ahí cuando los espejos se rompen y se ve la fragilidad de las personas.

Tienes toda la razón este tema daría para mucho más... seguro que seguiremos ;)

Besos desatados

Xabi dijo...

Bueno, yo no he visto la obra ni nada de Pirandello así que aportaré el toque frívolo. Que vi al chiquito este, al Rubén Ochandiano en el EPT del domingo y como que en la peli de Tapas, con ese look de bakala, tenía más gracia. Ahora se ha puesto un tupé imposible (no sé si por exigencias del guión) y está o más gordo o mas cachas... en todo caso más algo que en tapas, y me hizo menos gracia :-(

Aristóteles dijo...

Wow... ¡Amo el teatro! Que envidia, yo solo veo teatro cada verano (agosto) cuando voy a la capital de mi país.

Oye, gracias por visitar mi blog... ¡No andaba muerto, andaba de parranda! Por ahí la semana que entra volveremos a retomar la blogósfera. Por lo pronto, pues, te dejo aquí mi comentario.

Saludos.

Anónimo dijo...

La verdad es que por a Julieta merece la pena ir al teatro, al cine y donde haga falta qué gran actriz... Recuerdo su papelón en "Mujeres". Absolutamente fantástica

-marsonico- dijo...

Estoy con MM: Julieta Serrano es fantástica. Por otra parte, Reality, si supieras lo igual que me da la vida de los demás (de los que salen aireándola en TV, digo)... me aburren sobremanera.

3'14 dijo...

Si no tienes una vida, invéntatela.
Eso a más de uno le podría ser de gran ayuda, pero les es más fácil desconstruir vidas ajenas...

Para Vulcano: No te sientas mal. Tú sabes que cada noche al acostarte puedes dormir tranquilo. Besos.

meltorm dijo...

you era ultrafan de Tómbola, me encantaba tanta dosis de "caspa" junta y sin filtro. pero luego, no he podido/sabido engancharme a sus sucesores.

A veces los veo, si, la pareja obliga, pero me aburren en demasia. Quizá es porque tanto los personajes, como yo, hemos perdido la inocencia, quizás es porque el relevo patrio de "caspa" no esté dando suficientemente la talla.

pero bueno, todos tenemos dentro y en potencia una maruja cotilla (más o menos escondida, más o menos oprimida)...y que me critique el que lo niegue;)

adictofangoria dijo...

Jajajajajajaja veo que no somos de la misma opinión, en fin, pa gustos los colores, aunque tengo que confesar que sólo lo he visto in person, en cine y en tele, no lo he visto haciendo teatro. De todas formas cuando alguien sobre actúa es por culpa del actor o del director? Chico vaya elenco, tira un poco pa´tras. Un beso. Por cierto, ya tenemos premio Odisea, les has echado un ojo? ya me contarás.

Reality Bit dijo...

Seguro que Bjork ha leído a Pirandello, fanmakimaki. Incluso es posible que se le haya aprecido en sueños y se hayan tomado un licor de arroz o algo similar.
nat, todos tenemos nuestro disfraz social, unos más y otros menos, pero nadie es en público como es en su vida privada. Pero otra cosa muy distinta es crearse un personaje diferente a uno mismo. Y eso, como dices, a la larga termina por ser agotador. Que se lo digan a Ana Obregón!
No sé si Ochandiano está más gordo o más cachas, xabi, porque en la obra sale todo el rato con el traje, y ya se sabe, el traje disimula, tanto para bien como para mal. Lo que sí te digo es que lleva un cardado como con gomina y tal, para parecer señorito burgués de principios de siglo, y supongo que para salir por ahí se lo pondrá como tupé...
Hablando del tupé y de Ochandiano. Adictofangoria, ve a verlo al teatro y que muera uno de tus mitos... Por cierto, lo que sí que me tira para atrás no es el elenco de la obra, son los premios Odisea. Y hasta que no me los manden, no diré nada más...
Aristóteles, hay gente que vive en la capital, a dos pasos de los mejores teatros de España, y todavía no saben cómo son por dentro. Como dice lola gracia, por Julieta Serrano cualquier cosa. Mucho mejor en el teatro, se la ve en su salsa, ella es una animal dramático.
Para -marsónico- y 3,14, la verdad es que es mucho más divertido construirse uno una vida imaginaria que inventársela a los demás. Porque puestos a soñar, mejor soñarse uno mismo que soñar a los demás, no?
No eres la única persona, meltorm, a quien la pareja le obliga de vez en cuando a descubrir las cloacas de gente ajena... Y no digo más, que luego pasará por aquí y me pondrá a parir...

Fanmakimaki dijo...

ella es muy cultureta, nunca se sabe

julia dijo...

Qué cosas...qué miedos que nos arman y nos construyen como lo que no somos...¿ verdad?

Anónimo dijo...

Qué buena reseña, Reality. Qué pena me da no poder ver la obra, tan apropiada para este país tan cotilla en el que vivimos.

adictofangoria dijo...

jajajajaja te veo un poco enfadado con la editorial. Ha pasado algo? jajajaj te recuerdo que tu saliste de ahí también, en fin ya me contaras, si no quieres pronunciarte en público mándame un mail adictofangoria@hotmail.com. Ya me contarás, te veo un poco descontento. Un beso.

Anónimo dijo...

En absoluto de acuerdo: para mí el Ochandiano está mejor que nunca, siempre me gusta, en cine y en persona. Y aquí me parece que está fantástico. Te recomiendo que vayas a verlo. además le encuentro GUAPISIMO. Ahora, hay gente chunga, chunga en ese reparto.

Anónimo dijo...

Julieta Serrano es una chica Almodóvar. Yo la adoro. Me encantó completamente en "Entre tinieblas". Esa actriz, cuando la vi me quedé pasmado... Es tan temperamental, y tiene todo un mundo urdido dentro de su mente (como actriz, digo, como persona, yo no lo sé).
Me he quedado emocionado.

Anónimo dijo...

Julieta Serrano es una chica Almodóvar. Yo la adoro. Me encantó completamente en "Entre tinieblas". Esa actriz, cuando la vi me quedé pasmado... Es tan temperamental, y tiene todo un mundo urdido dentro de su mente (como actriz, digo, como persona, yo no lo sé).
Me he quedado emocionado.

Adhará dijo...

Gracias por tu comentario en el blog.
Un placer

-marsonico- dijo...

El otro día te dejé un comentario y me lo devolvió vía email, súper raro todo... te decía que Julieta Serrano es fantástica y que a mí no me interesa nada en absoluto el mundo del cotilleo. Me es súper indiferente quién esté con quién, quién se divorcie de quién y tonterías por el estilo. Creo que el cotilleo sirve para llenar vidas vacías.

Empiezo a entender dijo...

TENGo, muero, desespero por ir pronto al teatro. Por ahora no me pudo permitir ese gasto, pero mientras tanto releo (hoy la termino)Esperando a Godot, de Becket mi amado y me imagino mi puesta en escena ideal.
Qué suerte reality bit que has tenido al encontrarte una buena obra, abrazo.

Anónimo dijo...

probemos a apagar la televisión...

Artista de Varieté dijo...

Si es que todos quieren opinar, a todo el mundo le fascinan las vidas de los demás, asi que no voy a ser tan natural, voy a codificar mis frases para despistar,...

Una de mis canciones favoritas que refleja perfectamente mi opinión.

Qué suerte haber visto la obra. Seguro que por aquí no llega.

Besos desde Suiza.

Anónimo dijo...

en todos estos comentarios, hay mucho tio pesao y plasta, que parece que no tiene nada mejor que hacer que mantener un "chat" con el autor del post: QUE SE COMPRE UN PERRO Y LO SAQUE A PASEAR Y DEJE DE IR A TANTO CIBER!!!!

Manolo dijo...

Ojala tuviéramos obras como esa aquí.

Estoy perdido, pero pronto regresaré, saludos

3'14 dijo...

Pasaba por aquí. :)

Aristóteles dijo...

¿Cuándo posteas de nuevo?

Buen fin de semana.

Anónimo dijo...

¿dónde está mi reality bit?

Anónimo dijo...

Reality no te olvides de nosotros :)

Abad_de_Carfax dijo...

Fui a verla el sábado, para que luego digas que no eres lider de opinión! Y me pareció un texto estupenda y una puesta en escena maravillosa... pero los actores en general... mmmf...